Tratamiento contra

Tratamiento contra la laminitis

Tratamiento contra la laminitis:

Tratamiento contra

La laminitis es una enfermedad metabólica compleja cuyo resultado final puede ser la separación del casco de la extremidad.

Los síntomas pueden variar desde una ligera cojera en una mano hasta el caballo tumbado.

También sudando y quejándose, a veces la sintomatología se diagnostica como cólico o azoturia.

Tratamiento contra la laminitis

El primer paso cuando un caballo presenta síntomas de dolor en sus cascos es: Llamar al veterinario.

Seguidamente es necesario cumplir las órdenes del médico y esperar que funcione.

Qué hacer mientras…

Mientras llega el veterinario tome las siguientes precauciones, las cuales son parte del tratamiento contra esta enfermedad.

–  Reducir de forma drástica la comida.

–  Aplicar calor.

– Colocar el casco en una solución caliente de sulfato de magnesio (que verteremos sobre un cubo).

– Vendar la zona, sin apretar.

– Para paliar el dolor disuelve unas cuantas aspirinas (alrededor de cinco) en un poco de agua

– Mezcla con miel y harina lo anterior y unta toda esta mezcla en la lengua cada cuatro horas hasta que el veterinario suministre un analgésico más adecuado.

Nota:

  • En caso de que nos encontremos con una laminitis aguda, el tratamiento más habitual consistirá en inyectar inmediatamente antihistamínicos de 27 mg x 50 kg. de peso, además de cortisonas de 100 a 600 mg.

 

  • Asimismo deberemos ayudar al funcionamiento del intestino, para lo cual es necesario utilizar laxantes y colocar al animal en camas muy mullidas.

 

  • También se inyectan 300 mg de corticoides en cada vena del pié y se aplica un torniquete para así asegurar su permanencia en la red venosa arterial durante una hora.

 

Otros cuidados

En caso de que la laminitis sea crónica, se aplica un herraje patológico, evitando tocar los talones.

También se debe limpiar el pie diariamente, hacerle baños de cal con sulfato de cobre al 10% y luego lubricar con alquitrán vegetal y grasa (ungüento del pie).

Para endurecer la suela, también está muy indicado sumergir el o los pies en nafta o gasolina, dejar 10 minutos y, una vez secos, aplicar ungüento. Se observará que a medida que crezca el caso (1 cm por mes) se logra la recuperación total en unos 6 meses.

En qué consiste

El problema de esta enfermedad es que el riego sanguíneo queda interrumpido en las láminas del casco del caballo.

Por tal motivo se afecta la membrana basal de la pata. 

La cual tiene como función unir la falange distal de la pared interna del casco.

El dolor es muy fuerte además que se produce una inflamación en la zona y dicha unión se debilita de forma notable.

Entre las consecuencias de no descubrirse a tiempo se encuentra una depresión en la zona frontal de la corona del casco, hasta la separación total de las láminas del mismo.

Síntomas

Entre los síntomas la laminitis se encuentran:

  • Cojera, especialmente cuando el caballo gira en círculos
  • Calor en el casco
  • Aumento del pulso digital
  • Dolor en la zona de la punta de la ranilla cuando se aplica presión con unas pinzas de casco
  • Resistencia al andar (andan doloridos, como si “pisaran huevos”) Si el animal no quiere caminar cuando lo obligamos camina con pasos medidos cortos y rápidos
  • Postura antiálgica (para aliviar el dolor estiran las extremidades anteriores hacia delante y las posteriores también hacia delante, como si se dejasen caer hacia atrás)
  • Cuando está afectado en las cuatro extremidades el dolor y la molestia es tan fuerte que el animal se acuesta.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuentes consultadas: 

https://www.gustavomirabal.es

https://www.a-alvarez.com

 

 

 

 

 

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code