MÁS ALLÁ DEL PAISAJE, LA TRANQUILIDAD ESPIRITUAL

 Artículo #51 de la serie:

Gustavo Mirabal en Venezuela

De paseo por el Municipio Urdaneta del Estado Trujillo

 

Este paseo por el Municipio Urdaneta del Estado Trujillo nos ha llenado de una profunda paz espiritual. Nos hemos compenetrado con la naturaleza.

Hemos recorridos lugares de una belleza natural extraordinaria y respiramos el aire puro de las montañas. La abuela Isabel Teresa y los muchachos, hasta han inventado nombres para algunos árboles y los han convertido en personajes  de historias.

Dicen que éste es el municipio más bonito del estado Trujillo

 

  • Abuela mucha gente nos ha hablado de este municipio. Pareciera que es el más bonito de todos los municipios del estado Trujillo, comentaba Gustavo con mucho entusiasmo.
  • No hijo, sí es muy lindo, es verdad, pero todos los lugares del estado, como otros lugares del país, tienen su propio encanto.

Lugares específicos y cautivadores

 

  • Sí abuela, lo que pasa es que aquí hay lugares que se conocen más, como Jajó, Santiago, Cambimbú, La Mesa de Esnujaque y otros que se conocen menos como La Quebrada y Tuñame -, respondió Juan José.
  • Abuela Isabel teresa, aquí uno siente como si la naturaleza te dijera cosas -, comentó María Gabriela quien estaba muy abrigada y disfrutando de la contemplación del paisaje.

¿Qué significa sentir paz espiritual viendo las montañas?

  • Bueno mi amor, ¿querrás decir que te sientes compenetrada con la naturaleza?…
  • ¿Qué es eso?… ¿Será porque una se queda en silencio y escucha el sonido del viento y uno escucha los pajaritos y también uno puede ver los árboles, esos arbolitos que tienen flores blancas que parecen como canas y esos árboles barbudos… que parecen unos abuelitos y una se queda mirando las montañas y se siente frío muy rico y se siente como una tranquilidad… Y a mí me gusta… ¿Abuela, eso es estar compenetrada con la naturaleza?
  • ¡Claro hija! María Gabriela lo describiste muy bien. Eso es sentir paz espiritual
  • ¡Ahhhh!. Entonces yo también estoy compenetrado con la naturaleza, porque yo siento todo eso, comentó animado Gustavo.
  • Pues somos tres, los compenetrados con estos bellos paisajes, comentó Isabel teresa y se unieron en un cariñoso abrazo y continuaron su paseo, en compañía de las demás personas que participaban en la excursión.

Unos acompañantes amorosos y sabios

En esta oportunidad los acompañaban en el paseo, el señor Aquilino y su hijo Carlos Alberto, oriundos de la población de Jajó. Visitaron primero el Páramo de Cabimbú, ubicado a 3.400 metros sobre el nivel del mar y pareciera que al estirar los brazos uno puede tocar el cielo con las manos.

Allí pudieron deleitarse con la atmósfera de paz y sosiego que  se respira en este lugar, pleno de tierras fértiles, integradas a una población de gente sencilla, amable y muy cálida. El señor Aquilino, muy afectuoso, les iba explicando despacio todo lo que ellos iban preguntando.

Conocieron al señor Víctor González, un tallista que trabajaba en los árboles y se dedica especialmente a elaborar figuras de animales de labranza y después visitaron un lugar que se llama Cuencas que está entre Santiago y la Loma del Medio, donde conocieron al señor González Araujo quien tiene un museo en su casa y además les contó algunos cuentos sobre los caudillos de la región.

Entre frailejones y pequeñas cascadas

Siguieron su paseo por el Municipio Urdaneta, pasaron por una vía hermosísima, alfombrada de frailejones floridos, hasta detenerse en La Quebrada, la capital del municipio, un hermoso pueblo de calles angostas y casonas coloniales. Pareciera un pueblecito escondido; sin embargo, en él nuestros viajeros encontraron una hermosa riqueza cultural: música, pintura, trabajos realizados por los artesanos, herramientas de labranza, confección de ropa típica.

Jajó, tierra de gente amorosa y plena de luz

 Finalizaron su recorrido en Jajó, la tierra que vio nacer al señor Aquilino y a su hijo Carlos Alberto, un pueblo particularmente hermoso, de majestuosas montañas y campos cultivados. Como la mayoría de los pueblos andinos, tiene sus calles empedradas y empinadas y como en la mayoría de los pueblos, la Plaza Bolívar es el punto de encuentro y frente  a ella se encuentra su iglesia dedicada a San Pedro Apóstol.

Además de visitar estos lugares, María Gabriela, Isabel Teresa y Gustavo, visitaron la casa de Pedro Sánchez, convertida por él mismo, en un museo de antigüedades. Aquí concluyó el paseo por el Municipio Urdaneta.

 

Con la vida y los ojos plenos de armonía y paz

 

Nuestros viajeros estaban realmente satisfechos, con los ojos y el corazón plenos de verdor y con el espíritu lleno de una profunda paz, abrigados por tanta sabiduría, por toda la belleza natural con la que se habían encontrado, por el calor humano que habían recibido en cada una de las poblaciones visitadas.

Para cerrar, una cena llena de cuentos y anécdotas.

En la noche, disfrutaron de una cena  deliciosa preparada por la señora Ogla Isabel, la esposa del señor Aquilino, quien además es extraordinaria narradora y les contó unos cuantos cuentos de aparecidos.

María Gabriela escribiendo su diario

Cuando descansaban en la soledad de la habitación, María Gabriela encendió la luz de la mesita de noche y escribió en su diario

“Mi muy Querido Diario, hemos visitado tantos lugares hermosos… he disfrutado mucho viendo las montañas y viendo paisajes. Hoy aprendí, lo que es compenetrarse con la naturaleza. La abuela Isabel Teresa y Gustavo me lo explicaron y yo les dije cómo me sentía…

Lo que no les dije, porque quiero que sea un secreto entre tú y yo… es que jugué con las nubes y que hice figuras en el cielo. En las nubes había unos perritos y un barco y hasta un oso grande… Y también dibujé unos caballos que un día  se los mostraré a Gustavo, como a él le encantan los caballos…

A mí,  me encantaron unos árboles barbudos que vi en varios lugares del camino; yo creo que ellos son los abuelos del bosque…Tengo mucho sueño.

Hasta mañana Querido Diario.”

Nos Contaron Que…

Los árboles de flores blancas y como dice María Gabriela “parecen que tienen canas”, se denominan Yagrumos. Pueden medir entre cinco y veinte metros de alto. Suelen crecer en zonas bajas.

El frailejón, por el contrario es una planta más pequeña pero puede durar ciento cincuenta años, y en el mes de octubre nos regala unas hermosas flores amarillas.

En este sector del estado existen dos personajes legendarios: Juan Bautista Araujo, llamado “El león de la Cordillera” y Federico Araujo. Eran familiares pero estaban enfrentados y dividieron a Trujillo en dos sectores y esto generó enfrentamientos entre sus pobladores y creó un distanciamiento de Trujillo del resto de la región central del país.

En toda este sector de Trujillo, en Cuencas, Santiago, La Quebrada, en La Loma del Medio se pueden ubicar personajes muy interesantes, exponentes de la sabiduría popular, quienes relatan historias, anécdotas, situaciones vinculadas con la historia y con la vida cotidiana de la actualidad de los habitantes de estos pueblos de la zona baja del estado Trujillo.

Nos Contaron También Que…

En el Municipio Urdaneta se conservan muchas tradiciones: Los Vasallos de San Benito, en La Mesa de Esnujaque; Paradura y Búsqueda del Niño,  en todo el municipio

También nos hablaron de…

La Danza de La Panela, en la Mesa de Los Contreras, La Danza de la Cabuya en Santiago, La Danza del Café en LA Mesa de Los Morenos; Locainas, en todo el Municipio; Fiestas de San Roque, en todo el municipio. También se celebran las fiestas religiosas propias de los patronos de los pueblos, de la Navidad y de la Semana Santa.

También Nos contaron Que…

El municipio Urdaneta goza de una variada gastronomía: Carabinas, arepas de trigo, arepas de queso criollo ahumado, pan criollo, rosca de agua, currunchete, dulce de apio, de durazno, de higos, de lechosa, entre otros.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

https://gustavomirabalcastro.online/gustavo-mirabal/venezolano-gustavo/

https://gustavomirabalcastro.online/

https://gustavomirabalcastro.online/gustavo-mirabal/lo-que-esconde-gustavo-mirabal-castro-ii/

Qué esconde Gustavo Mirabal Castro

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code