La vejez del caballo

La vejez del caballo

El caballo como todo ser vivo en el planeta tiene un tiempo de vida corto. Por ello pasa por distintas etapas para alcanzar la vejez o lo que llamamos la tercera edad. Esto trae consigo múltiples consecuencias dependiendo de los cuidados que haya tenido el dueño del caballo. Es importante resaltar que los últimos días de estos nobles animales preferiblemente sean de descanso y de no forzar en actividades que conlleven mucho esfuerzo físico. Por esta razón abordaremos lo relacionado a la vejez del caballo.

Estos animales comparten gran parte de su vida con los humanos, prestándoles uno o varios servicios a lo largo de su existencia, los cuales dependen del rol que sus propietarios les asignan. Caballo de trabajo, deportivo, de espectáculo, de terapia o simplemente compañero de paseo, el caballo es multifacético y su duración de vida depende en gran medida de la actividad que desarrolla y de los cuidados que ha recibido a lo largo de su recorrido.

 La vejez del caballo
La vejez del caballo

Primeros signos de vejez

  • Los caballos empiezan a mostrar signos de vejez al alcanzar los 18 ó 20 años de edad. Los primeros síntomas de vejez varían en función de cada caballo, puesto que son únicos. Existen diversos factores que influyen en el proceso de envejecimiento.
  • Los síntomas incluyen la aparición de las canas (alrededor de los ojos y del hocico hasta cubrir gran parte de la cabeza y del cuello). El hundimiento de los saleros, el pandear del lomo, un adelgazamiento notable, problemas de dentadura, artrosis, pérdida de musculatura, entre otros.
  • Algunos caballos siguen manteniendo excelentes capacidades deportivas aún a una edad avanzadas. Sin embargo, el proceso del envejecimiento tiene por consecuencia la pérdida de la masa muscular. Así como,  la disminución de la elasticidad de los tendones y de los ligamentos, indispensables para un buen desarrollo físico de los caballos.
  • Si el caballo presenta alguna enfermedad o discapacidad, es mejor suspender toda actividad. Al tomar la decisión de abandonar todo tipo de ejercicio, es preciso mantener al caballo ocupado con alguna actividad física ligera. Esto, para prolongar su longevidad y su esperanza de vida como para conservar su buen estado físico y mental.
  • De ser posible, proveer un espacio amplio en el cual esté acompañado de otros equinos. El caballo se deprime fácilmente y el aislamiento puede afectar su estado de ánimo e incrementar el riesgo de enfermedades.

Cuidados Especiales durante esos años

  • Al llegar los años de vejez del caballo, los cuidados que necesita son mayores. Lo primero de lo que hay que hablar es de la alimentación.
  • Existe la necesidad de dar vitaminas a nuestro animal, si éstas son necesarias como aporte para su alimentación durante toda su vida. Al llegar a la vejez se convierten en un elemento fundamental. La cantidad y tipo de vitaminas deberán ser impuestas por el veterinario, tras realizar los correspondientes análisis (hepático y renal).
  • La alimentación del caballo deberá tener por nuestra parte una especial atención durante toda la vida del caballo y en especial durante la vejez.

En conclusión los cuidados del caballo en su fase final deben ser con mucha empatía, cariño y amor para que disfrutes sus años dorados después de tanto aportar al ser humano.

 

Fuentes Consultadas:

http://carlosfelice.com.ar/blog/2012/12/la-vejez-y-los-caballos/

http://suscaballos.com/foros/index.php?topic=6035.0

https://es.quora.com/profile/Gustavo-Mirabal-Castro

https://www.wattpad.com/497522292-g-c-farm-gustavo-mirabal-castro-en-venezuela-g-c

Para más información visita:

https://www.gustavomirabal.es/uncategorized/lenguaje-corporal-de-los-caballos-2/

https://www.gustavomirabal.es/salud/odontologia-equina/

https://www.gustavomirabal.es/gustavo-mirabal/gustavo-mirabal-y-su-disney/

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code