Cómo Gustavo Mirabal

Cómo Gustavo Mirabal ha logrado su éxito ecuestre

Cómo Gustavo Mirabal

Cómo Gustavo Mirabal

Tras convertirse en abogado muchos podrían pensar que la vida de Gustavo Mirabal Castro se concentraría en su bufete Mirabal & Asociados.

Lo cierto es que este apasionado por el deporte ecuestre, desde los 9 años, nunca se aleja del hipismo.

Como profesional en las leyes, Mirabal Castro ha tenido grandes aciertos puesto que es un oficio mediante el cual adquiere ingresos para su hogar.

Sin embargo, cuando la profesión y la pasión se juntan pueden salir cosas extraordinarias.

Generalmente los atletas de alto rendimiento se dedican a su disciplina con tanta entrega que toda su vida está en un campo de fútbol o béisbol, una piscina, una pista de atletismo, unas barras de gimnasia…

Y una vez que culmina su periodo competitivo les queda solo el retiro.

Mientras que en el caso del jinete venezolano Gustavo Mirabal Castro la alternación entre el abogado y jockey de salto ecuestre le dan dinamismo a su vida.

Hoy les contaremos cómo Gustavo Mirabal ha logrado su éxito ecuestre

Cómo Gustavo Mirabal

Este caraqueño de pura cepa ha estado vinculado al mundo de los caballos desde siempre.

Cuando era niño su padre estaba al frente del Instituto Nacional de Hipódromos y solía llevarlo.

Al ver a los jinetes más grandes montar a sus corceles, la pasión del pequeño Gustavo comienza a arder.

Ese deseo por subirse a un equino y competir no tardó mucho en cumplirse y es que a partir de los 10 años ya estaba su nombre inscrito en las pruebas de salto.

De todas las disciplinas que contempla la equitación, el salto ecuestre, es el que enamora a este chico.

El tiempo pasa y el joven Gustavo está listo para nuevos niveles.

Sus estudios de bachillerato culminan y en la universidad opta ser abogado como sus padres.

Siguiendo esa línea familiar abre su propio bufete Mirabal & Asociados y comienza el ejercicio de su carrera.

Tiempo que invierte como abogado en varias empresas privadas y estatales de Venezuela.

¿Y los caballos?

Realmente Gustavo Mirabal pudo quedarse en esa etapa de abogado y olvidarse del salto.

Más no fue así y regresa al mundo competitivo con dos metas: ganar nuevos compromisos y abrir su granja.

Teniendo un bufete ya Gustavo Mirabal Castro poseía una experiencia previa de gerencia y negocios.

El desafío estaba en concentrar todos esos esfuerzos y conseguir los aliados ideales para que la granja pasara del papel a la realidad.

En ese trayecto conoce a personajes grandes de la hípica como el español Sergio Álvarez Moya, con quien sostiene una buena amistad además de experiencias laborales.

También a los brasileños Nelson y Rodrigo Pessoa, al jinete venezolano Pablo Barrios entre otros.

Todas estas personas terminaron siendo claves en el proceso de abrir la granja G&C Farm.

Algunos aportaron su conocimiento y otros se dejaron formar como es el caso de Barrios, quien gracias al entrenamiento en la granja mejoró su posición en el ranking de la FEI.

Gustavo Mirabal cuenta:

Tras realizarle una entrevista a este venezolano nos dimos cuenta de cuánto sacrificio y empeño le ha puesto a ambas carreras.

La disciplina, perseverancia y tener el norte claro son las premisas que le han otorgado el éxito.

A continuación compartiremos algunos fragmentos de esa entrevista.

¿Cómo se definiría a usted mismo? 

“Como una persona con mucha disciplina y perseverancia que está convencido de que todo es alcanzable si se realiza con ganas y trabajo”.

¿Por qué se dice que usted es una de las personas más representativas del mundo ecuestre? 

“La verdad eso es una exageración, en tal caso se podría decir que soy una persona conocida en el mundo del salto ecuestre, en Venezuela sí puedo ser una de las personas más representativas de mi deporte por la contribución tanto nacional como internacional”.

Como venezolano, ¿Qué aportes considera que ha hecho usted al país?

“El llevar al deporte ecuestre venezolano hacia el reconocimiento  mundial en competencias o como sponsor apoyando a mis jinetes de Gran Prix es una forma de aportar al país y engrandecer a Venezuela”.

¿De qué forma cree usted que Gustavo Mirabal Castro ha trascendido en el tiempo?

“Mi sueño es que el deporte que tanto quiero trascendiera las fronteras de Venezuela y que nuestro pabellón nacional fuera reconocido en la hípica mundial”.

Sueño que se ha materializado porque Venezuela es cada vez más conocida en el mundo ecuestre.

Victorias ecuestres

La tenacidad, la pasión y las ganas de triunfar en cada competencia de salto han convertido a este caraqueño en uno de los grandes.

Dentro del mundo del salto ecuestre Mirabal Castro ya es conocido y reconocido.

Tanto así que con la experiencia alcanzada en su granja, la cual no está operativa en estos momentos, él puede seguir entrenando a otros jinetes.

Empero, ahora es el momento de hacer un recuento y contarles cómo Gustavo Mirabal ha logrado el éxito y qué victorias ha obtenido.

 

Triunfos de Gustavo Mirabal

En mayo de 2017 Mirabal compite en el Longines Global Champions Tour de Madrid.

En esta justa se impone en la prueba de 1,15 metros, luego de dos presentaciones a contrarreloj con los caballos G&C Luca Brasi y G&C Lucy, criados en su granja.

La victoria Mirabal Castro inaugura dicho torneo.

El primer tiempo fue de 30.82 segundos montando sobre G&C Luca Brasi, posteriormente marcó 28.88 con G&C Lucy, asegurando el primer y segundo lugar en dicha categoría.

Al mes siguiente, junio 2017, el Gloria al Bravo Pueblo, Himno Nacional de Venezuela, suena en la 4ta edición del Longines Athina Onassis Horse Show.

Evento donde Mirabal marca el ritmo en la competencia de salto y establece un crono de 35.10 segundos con su caballo G&C Luca Basi.

Tras consultarle sobre sus logros deportivos Mirabal Castro relata:

“Como jinete amateur competí en los mejores concursos del mundo y tengo la suerte de decir que gané en todas los concursos en los que me inscribí”, sostuvo.

Esas victorias fueron alcanzadas en Florida, Madrid, Bélgica, París, Londres, Saint Tropez, Cannes, Mónaco, Gucci Máster París, La Baule y Viena.

“Todas eran especiales porque al ganar sonaba el himno nacional, es muy emocionante”, añade.

Los triunfos de Mirabal se ven con él sobre un caballo pero también con sus equinos montados por otros jinetes, ya que este criollo abre en 2009 su propia granja en Estados Unidos y contribuyó con la preparación y desarrollo profesional de otros competidores.

El dato:

A lo largo del tiempo G&C Farm consiguió buena reputación en el mundo de los deportes ecuestres.

Esta organización llega a trabajar con el colombiano Mark Bluman, así como con los brasileños Nelson, Rodrigo y Helio Pessoa.

Esta granja también fue campeona en las carreras de exhibición con los venezolanos Luis Miguel Martínez, Gustavo Arroyo, Luis Fernando Larrazábal y Pablo Barrios.

Estudios como abogado

Antes de culminar este artículo no podíamos dejar de compartir con ustedes esta faceta como profesional en el campo de las leyes.

Gustavo Mirabal Castro estudió derecho en la Universidad Santa María (USM) de Venezuela. Egresó con el título de Abogado en el año 1988.

Luego de graduarse trabajó en reconocidas instituciones como: Británica de Seguros, C. A., Seguros Horizonte, S.A. y el Banco de Construcción, en Caracas, su ciudad natal.

Después fundó su propio despacho legal llamado Mirabal & Asociados, S.C. Sin embargo, su verdadera pasión es la equitación.

 

 

 

Fuentes consultadas:
https://about.me/gustavomirabal
https://www.pinterest.com/gustavomirabalcastro/

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code