sensopercepción táctil

Estrategias terapéuticas para activar la Sensopercepción táctil

Estrategias terapéuticas para conseguir Efectos Sensomotores.

En la equinoterapia se realizan distintos ejercicios y juegos entre el paciente y el terapeuta, sin olvidar el propósito terapéutico. En este sentido el terapeuta debe elegir adecuadamente las estrategias indicadas para canalizar la terapia a los problemas detectados. Para ello seleccionará los ejercicios sensopercepción ya que el íntimo contacto del cuerpo del paciente con el caballo estimula extraordinariamente la sensopercepción táctil. Este contacto corporal es especialmente importante en la equinoterapia. En este artículo nos enfocaremos en los Efectos Sensomotores o sensopercepción táctil de la Equinoterapia.

sensopercepción táctil
sensopercepción táctil

Contacto de sensopercepción táctil

El contacto táctil activo parecido a un mensaje proporcionado durante el movimiento del paso y el trote, estimula la inervación de las vías sensibles de las piernas y de la base de la pelvis. En la hipoterapia se hace que el paciente acaricie seguidamente el cuello con el pie o la mano funcionando esto como un masaje. En la planta del pie existen incontables terminales nerviosas que se estimulan de esta manera. Se motiva al paciente a tocar diferentes partes del caballo(cascos, dientes, cola). Para que percib diferentes texturas como duro, suve, liso o rugoso.

En algunos ejercicios neuromusculares como acostar el tronco hacia atrás o sentarse al revés, inclinando el tronco hacia adelante, el contacto corporal es casi total, por lo que se aprovecha el calor corporal y el movimiento muscular vibrante del lomo y de la grupa del caballo.

De esta manera se regulariza la sensibilidad táctil, que a veces es muy bajo hiposensibilidad, muy alta (hipersensibilidad, aversión a ser tocado) o combinada. El contacto corporal se da de forma natural durante la monta, porque el paciente quiere montar y no puede evadir el contacto. Esto adquiere gran importancia para pacientes con autismo que muchas veces rehúsan el contacto corporal.

En la monta terapéutica el jinete monta solo y debe estar atento hacia donde dirige su caballo. Por otra parte debe escuchar simultáneamente al terapeuta quien le da indicaciones. Así, el jinete integra los sentidos auditivos y visual al sentido del tacto, ya que  al mismo tiempo tiene que percibir el movimiento del caballo con la pelvis , los miembros inferiores y las manos para poder reaccionar con las ayudas adecuadas logrando guiar al caballo a donde quiere y dominarlo.

La equitación como fuente para desarrollar la sensopercepción táctil

La equitación es un deporte que requiere una sensopercepción táctil muy desarrollada. Específicamente las piernas y las manos, y una extraordinaria capacidad de reacción y coordinación psicomotriz como respuesta a lo percibido.

Manejar el caballo en la pista es muy complejo y requiere sentido del espacio, buena coordinación entre manos, ojos, pelvis y pierna, capacidad para diferenciar los dos lados. Además, la aplicación de los sentidos táctil, visual y auditivo en el mismo momento.

Por eso se ha comprobado que hay un estímulo muy positivo del sistema propioceptivo.  Puesto que el jinete es cada día más consciente de su propio cuerpo y de la relación del mismo con el caballo y el espacio. La utilización de los ejercicios neuromusculares y gimnásticos apoya en gran medida este proceso.

Fuentes Consultadas:

http://neuroft.com/es/equinoterapia/

Gross, E. (2006). Equinoterapia: la rehabilitación por medio del caballo. Sevilla.

Editorial: Trillas.

Para más información visita:

https://www.gustavomirabal.es/equinoterapia/ejercicios-terapeuticos-psicomotriz/

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code