Caballos y jinetes famosos en la historia

Caballos y jinetes famosos se han visto a lo largo de la historia del ser humano.

Hombres que se hacen grandes en sus batallas gracias a la ayuda de sus equinos.

En este orden de ideas también encontramos caballos que se han hecho grandes.

Sean reales o ficticios, jinete y caballo mantienen un estrecho lazo y la Historia se encarga de recordárnoslo.

caballos y jinetes famosos

Caballos y jinetes 

Si se hace una lista de los caballos más resaltantes vamos a ir a la época de Alejandro Magno, Napoleón Bonaparte, Simón Bolívar, entre otros.

A continuación les presentamos una lista con los caballos y jinetes más famosos de la historia:

“Búcefalo“, el caballo de Alejandro Magno.

“Babieca”, del Cid Campeador.

“Rocinante” antihéroe como su dueño, Don Quijote de la Mancha

“Strategos” del cartaginés Aníbal. Con él cruzó los Alpes

“Janto” el caballo de Aquiles

“Genitor” del romano Julio César

“Kantaka” de Sidharta Gautama (Buda)

“Lazlos” el primer caballo de Mahoma

“Athee” de Agamenón

“Molinero” del conquistador Hernán Cortés

“Palomo” de Simón Bolívar

“Siete Leguas” del revolucionario Francisco “Pancho” Villa

“As de Oros” de Emiliano Zapata

“Comanche” del General Custer, integrante de la unidad militar del Séptimo de Caballería y único superviviente de la batalla de Little Big Horn

Sin olvidar a:

“Incitatus” (Impetuoso): el caballo español que el emperador romano Calígula nombró ¡Senador de Roma!

Datos interesantes

Bucéfalo, el caballo de Alejandro Magno, era valiente, fuerte y leal.

Para ser un caballo de guerra no era agresivo, al contrario, su nobleza inspira a su amo.

Además cuando muere lo entierran con todos los honores militares, y en el lugar de su muerte, Alejandro funda la ciudad de Bucefalia.

Entre tanto, el caballo Babiecaes un equino blanco de raza andaluz, que tras la muerte de su amo dejaron de montarlo y muere a los 40 años.

En la última batalla, el cuerpo sin vida del Cid, fue atado a la silla de su corcel, que a todo galope marchó al frente de las tropas, levantando su moral y amedrentando a los moros.

 

 

 

 

 

Fuentes consultadas: 

http://www.gustavomirabal.es/

https://www.ventadecaballos.es

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code