conociendo al caballo

Conociendo al caballo

Conociendo al caballo: un extraordinario animal

conociendo al caballo

El caballo, científicamente, conocido como Equus ferus caballus, es un animal mamífero de la familia de los équidos.

Posee gran porte, cuello largo y arqueado, poblado por largas crines.

Destila gran belleza, elegancia y estilo. Cada caballo es único y detrás de cada uno hay una gran historia.

El caballo, noble animal que ha acompañado a la humanidad desde el alba de la historia, ha ganado, por derecho propio un sitial relevante en la cultura e historia de casi todas las civilizaciones, lo cual ha quedado reflejado en todas las expresiones culturales de la humanidad, incluyendo la música.

No son pocas las referencias a nuestro amigo equino en la arquitectura, la pintura, la literatura, la poesía y la música, por mencionar solo algunas de las áreas y artes donde se les menciona.

Conociendo al caballo

A la hembra del caballo se le llama yegua y a las crías si son machos potros o potrillos, y si son hembras potras o potrancas.

Sus ojos

Una de las curiosidades más atrayentes.

No se debe olvidar, que sólo las ballenas, las focas y el avestruz superan al caballo en cuanto al tamaño de sus ojos. La posición que tienen éstos permite una visión panorámica.

Vale destacar, que el campo visual del equino es bastante amplio. Posee visión monocular y binocular. Sí, aunque parezca extraño, puede ver cosas distintas con cada ojo y a la vez gracias a su visión monocular. Con su visión binocular, con los dos ojos a la vez, puede ver a partir de su nariz y hacia abajo, por lo que la frente es un área ciega que tienen los caballos.

Los dientes de los caballos no dejan de crecer

Esta peculiaridad se debe al desgaste continuo al que están expuestos los dientes de los caballos. Sus dentaduras mastican hierba alrededor de 12 y 18 horas al día. Tiempo que provoca un gran desgaste y que se compensa con este crecimiento incesante.

Olfato muy desarrollado

Esto es motivado a la cercanía del sentido olfativo con el cerebro. Los caballos son muy sensibles a los olores y gracias a ello pueden utilizar este sentido en multitud de situaciones.

Por ejemplo para buscar agua, ya que tienen la capacidad de oler el agua incluso estando bajo tierra. Algo muy útil para caballos que vivan en el desierto, sobre todo considerando la cantidad diaria de agua que necesitan.

Vale destacar, que también emplean su olfato para reconocer amigos, enemigos. Así como objetos desconocidos e incluso otros grupos de caballos oliendo el estiércol o la orina.

Los caballos no pueden vomitar

Ahora ya entendemos el porqué los caballos sufren tanto de cólicos, llegando muchas a veces a provocarles la muerte. Pues todo se remite al sistema digestivo, en concreto, a la boca del estómago.

En una próxima entrega seguiremos conociendo al caballo en otras facetas.

Animales muy inteligentes y sociables

A los equinos no les gusta estar solos. Si pasan mucho tiempo sin compañía alguna, es posible que el caballo desarrolle problemas mentales o de comportamiento. Es por ello, que se debe evitar la soledad. Lo más recomendable es que estén siempre en compañía y así no padecerán ningún tipo de trastorno o patologías.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuentes consultadas:

ttp://www.gustavomirabal.es

https://ve.linkedin.com/pub/dir/Gustavo/Mirabal/ve-0-Venezuelahttps://www.equnews.com/miscellaneous/gustavo-mirabal-en-gc-farm-go-separate-ways/ 

Para más información visita:

https://www.flickr.com/people/[email protected]/

https://ve.linkedin.com/pub/dir/Gustavo/Mirabal/ve-0-Venezuela

https://www.wattpad.com/497522292-g-c-farm-gustavo-mirabal-castro-en-venezuela-g-c

 

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code