El caballo Babieca

El caballo Babieca y el Cid

El caballo Babieca y el Cid

Muy pocas veces en la vida cuando alguien le da un regalo a otra persona, le da la opción de elegir. Pues, la mayoría de las veces es una sorpresa. Sin embargo, en este caso sucedió todo lo contrario. Es así, como comienza la narración de la Historia del Caballo Babieca.

Babieca un regalo singular

Babieca fue un regalo que el padrino de El Cid, un religioso llamado Peyre Pringos o Pedro el Gordo, hizo a su ahijado. En efecto, ocurrió que cierto día, Pedro El Gordo llevó a un niño llamado Rodrigo Díaz de Vivar al monasterio donde residía.

El religioso dijo a su ahijado:  ”Elige el potro que más te guste”. Es así como Rodrigo, eligió un ejemplar especialmente feo, por lo que su padrino, decepcionado, exclamó: “ese es un Babieca”. Dicho de otra forma, un caballo de escasa presencia, débil y patoso. Sin embargo, con el paso del tiempo se convertiría en un caballo histórico.

El caballo Babieca
El caballo Babieca

Babieca en la literatura

Babieca fue el legendario caballo que las fuentes literarias, a partir del Cantar de mio Cid (escrito hacia 1200), y la tradición posterior, atribuyen al noble castellano Rodrigo Díaz conocido como El Cid Campeador, quien llegó a dominar prácticamente todo el oriente de la península ibérica a finales del siglo XI.

Antes de ser nominado en el Cantar de mio Cid, la yegua del héroe castellano estaba caracterizado sin nombre en el Carmen Campidoctoris (compuesto c. 1190) como un caballo norteafricano comprado por mil dinares, de gran agilidad y velocidad, algo especialmente valorado en los caballos de guerra, que eran robustos, pesados y relativamente lentos.

Sin embargo, en el mismo Cantar a Babieca se le presenta, después de la toma de Valencia y cuando el Cid va a recibir a su mujer e hijas, como un trofeo de guerra que las posteriores prosificaciones cronísticas del poema. Atribuyen concretamente a la victoria sobre el rey de la Taifa de Sevilla.

Significado del nombre de Babieca

  • La hipótesis mejor fundada la postulo Martín de Riquer en 1953 y sostenía que el nombre de «Babieca» fue tomado por analogía con el caballo de Guillermo de Orange, del ciclo épico francés, que se llamaba Bauçan, ya que en castellano medieval «bausán» significaba ‘necio’ o ‘tonto’, lo mismo que «babieca».
  • Por último, se ha propuesto que el nombre provenga del uso de algunas hablas aragonesas. En las que el término babieca (o babueca) significa ‘búho’ o ‘lechuza’.

Babieca y la última vez que fue montado.

Según la Leyenda de Cardeña, elaborada en torno al Monasterio de San Pedro de Cardeña hacia 1270. Fué el caballo sobre el que la esposa de El Cid montó el cadáver de éste. Haciendo creer a sus enemigos que seguía vivo. Después, nadie volvió a montar a Babieca. Murió dos años más tarde a la inusual edad de cuarenta años. Enterraron el caballo en algún lugar del Monasterio de San Pedro de Cardeña. A diez kilómetros de Burgos, en el término municipal de Castrillo del Val y junto a las localidades de Cardeñajimeno.

Fuentes Consultadas:

https://es.wikipedia.org/wiki/Babieca

https://www.tispain.com/2013/03/babieca-el-caballo-feo-del-cid-campeador.html

Para mayor información visita:

http://www.gustavomirabal.es/caballos/lazlos-el-caballo-de-mahoma/

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code